La reina Sofía de España y sus hermanos asisten en Atenas a la boda de Filipos de Grecia


La reina doña Sofía de España y sus hermanos, el ex rey Constantino II y la princesa Irene de Grecia, se reencontraron este sábado (23 de octubre) en Atenas para asistir a la boda de su sobrino, el príncipe Filipos, con Nina Flohr.

El príncipe Filipos protagoniza la primera boda real celebrada en la Catedral Metropolitana de Atenas desde el casamiento de sus padres, el rey Constantino II y Ana María de Dinamarca, en 1964. En el mismo templo se casó Sofía de Grecia con el príncipe Juan Carlos de Borbón en 1962.

La reina Sofía, de 82 años, llegó al templo acompañada de su hermana menor, Irene, de 79 años, y fueron recibidas por su sobrino, el príncipe Pablo de Grecia. Minutos antes, el ex rey Constantino II llegó a la Catedral en una silla de ruedas, en compañía de su nieto, el príncipe Constantino Alexios.

Nacido en Londres, el príncipe Filipos es ahijado de los fallecidos duque de Edimburgo y la princesa Diana de Gales.

Nina Florh, que asumió el título de Princesa Nina de Grecia y Dinamarca tras su boda civil celebrada en St. Moritz en 2020, es fundadora y directora creativa del Santuario Kisawa, un hotel de lujo, y el Centro de Estudios Científicos Bazaruto, un centro de conservación ambiental, ambos ubicados en la isla Benguerra en Mozambique. Su padre es el fundador de la empresa de alquiler de aviones privados VistaJet, mientras que su madre es exeditora en jefe de la revista Vogue Rusia.

Monaquias.com